RECIBENOS EN TU CORREO

ARTICULOS DEL MES

SEGUIDORES

TRANSLATE

VISITANTES

ESTADISTICAS

ETIQUETAS

BRASIL:

Todos sabemos por cual se decidirá... ¿porqué tanto aplazamiento?

MiG-29:

Reciente modernización a SMT

VENEZUELA:

¿Carrera armamentista o razonable precaución?

CHILE:

Profesionalismo y preparación





En ceremonia realizada en la Escuela Naval, Holanda transfirió el Buque de Apoyo Logístico de Flota HNLMS Amsterdam (A-386) a la Marina de Guerra del Perú. De acuerdo a información extraoficial, el contrato, que bordea los 50 millones de euros, prevé que el HNLMS “Amsterdam” será entregado a la Marina de Guerra del Perú en diciembre del presente año.

Esta adquisición permitirá incrementar sustancialmente no solo las capacidades de permanencia de las unidades de la Escuadra en las áreas de operaciones, sino que será vital en caso de desastres naturales, dada su gran capacidad de carga de combustible (tanto diésel como de aviación), agua, víveres secos y refrigerados, así como su enfermería flotante y capacidad de evacuaciones aeromédicas.

El HNLMS Amsterdam (A-386) – construido en los astilleros Merweide, Hardinxveld and Royal Schelde (Holanda) entre 1992-95 – entró en servicio en la Real Marina Holandesa el 2 de septiembre de 1995. Tiene una eslora de 166 m, una manga de 22 m. y un calado de 8 m, estimándose su desplazamiento a plena carga en unas 17.000 ton.

La propulsión corre por cuenta de dos motores diesel Bazan-Burmeister & Wain de 24.000 HP que le confieren una velocidad de 22 nudos. El alcance – a 20 nudos – es de 13.440 millas náuticas. La tripulación es de 160 hombres. Puede transportar 6.815 ton. de diesel y 1.660 ton. de combustible de aviación, así como 290 ton de carga. Está equipado, entre otros, con radares de Vigilancia de Superficie, Sistemas ESM Ferranti AWARE-4 y Lanzadores de Chaff SRBOC MK-36.

El armamento lo conforman dos ametralladoras Browning M-2HB de 12.7 mm. y un CWIS SGE-30 Goalkeeper de 30 mm. Este sistema de lucha antimisil - basado en el GAU-8 Avenger - tiene un peso de 6.800 kg, capacidad de giro de 360 grados y funciona en modo completamente automático.

La cadencia de fuego es de 4200 dpm (1,190 municiones listas para disparar) y un rango de letalidad que cubre desde los 200 m. hasta los 3 km, con una capacidad de disparo estimada en 75 rondas por segundo. El HNLMS Amsterdam dispone de una amplia cubierta de vuelo y un hangar capaz de acomodar tres helicópteros SH-3D Sea King o similares.

El acto de transferencia contó con la asistencia del ministro de Defensa del Perú, Pedro Cateriano Bellido, y del comandante general de la Marina, almirante Carlos Tejada Mera, así como del embajador de Holanda en el Perú, Johan L. Van der Werff.



FUENTE:
Defensa.com





México habría comenzado a enviar a Rusia algunos de sus helicópteros de transporte Mi-17 y Mi-8 más veteranos para someterlos a un proceso de modernización que finalizará con las entregas de los aparatos a partir de 2015.

Entre mediados de junio y comienzos de julio se habrían transportado a instalaciones de la empresa Russian Helicopters nueve helicópteros Mi-17 de la Fuerza Aérea de México en dos aviones de transporte pesado Antonov An-124.

La Fuerza Aérea de México adquirió 24 helicópteros de transporte Mi-17 Hip-H en dos lotes en 1996 y 1998 cuyas entregas finalizaron en 1999. También adquirió 12 helicópteros de transporte Mi-8T Hip-C de segunda mano que están siendo progresivamente reemplazados por los EC-725 Super Puma de Airbus Helicopters que comenzaron a llegar en 2011.

Según informaciones de mayo de este año, la FAM mantendría en servicio 19 de estos Mi-17 y 2 Mi-8T, con lo que el total de helicópteros a modernizar podría alcanzar los 21 ejemplares.


FUENTE:
Defensa.com





La planta industrial SIMA Callao, unidad del astillero estatal SIMA Perú, ha realizado un importante progreso en la construcción del futuro Buque Escuela a Vela (BEV) de la Marina de Guerra del Perú (MGP).

Hacia el pasado mes de mayo, los técnicos peruanos habían concluido al 100 % con la construcción de catorce módulos que corresponden al doble fondo y la parte central del casco del navío. Otros trece módulos se encuentran en diferentes etapas de construcción y ensamblaje y dos bloques adicionales ya han ingresado a la fase de corte de planchas. Los bloques en proceso de manufactura corresponden a la zona central y popa de la denominada cubierta dos.

También se encuentra en proceso el equipamiento de la sala de máquinas, en la que se han iniciado las labores para la colocación de motores, generadores eléctricos y demás equipos de esta importante pieza del sistema de propulsión combinada, velamen y motores.

Asesoría española

El programa de construcción naval del BEV, elaborado y desarrollado con asesoría española, ha previsto la construcción de un total de 38 módulos.

El futuro B.A.P. Unión será un velero de aparejo tipo Bricbarca, diseñado por la casa española Castellanos y Pamies (CYPSA) y ue se convertirá, una vez concluido, probado y entregado al cliente, en el buque escuela más grande de Latinoamérica con 113,5 metros de eslora.


FUENTE:
Infodefensa.com





El Ministro de Defensa de Bolivia, Rubén Saavedra Soto, entregó al Comandante General del Ejército seis helicópteros H425, de fabricación China, destinados a la creación del ala rotatoria de este arma.

El H425 tiene capacidad para el transporte de 10 soldados armados, soporta una carga de 2.000 kg, su longitud es de 13,5 m, su motor un turboshaft Arriel 1-C1, producido bajo licencia WZ-8ª, capacidad de armas de dos cañones de 23 mm, misiles TY 90 aire-aire y cohetes antitanques HJ-8.

El titular de Defensa afirmó que estos seis helicópteros están destinados a crear la flota de aeronaves de ala rotatoria del Ejército, que cumplirá tareas de transporte de personas, abastecimiento, reconocimiento, evacuaciones aeromédicas, apoyo a desastres naturales, ayuda humanitaria, búsqueda, salvamento, rescate, apoyo a la seguridad ciudadana y en la lucha contra el contrabando.

Los helicópteros llegaron en contenedores y serán ensamblados en la ciudad de Cochabamba, el costo de las aeronaves es de 103 millones de bolivianos, recursos provenientes de la nacionalización de los hidrocarburos.

Los técnicos ensamblarán las aeronaves en un plazo máximo de cinco meses. Serán operados por 18 pilotos que fueron capacitados en China, además de cuatro técnicos que son los responsables del mantenimiento.


FUENTE:
Defensa.com





Navantia y Dianca han botado el buque “GC-24” en el astillero venezolano Dianca en Puertocabello, cuarto de los Buques de Vigilancia del Litoral y octavo de la serie que Navantia ha construido para la Armada Bolivariana de Venezuela.

El contrato de ocho patrulleros –cuatro de vigilancia del litoral y cuatro de vigilancia oceánica- fue firmado el 28 de noviembre de 2005 y contemplaba la construcción de las siete primeras unidades en Navantia y la última en Venezuela, bajo transferencia de tecnología de Navantia.

La transferencia de tecnología cubre un amplio espectro de actividades, tanto en el ámbito de la construcción naval, como en el de la operación y el mantenimiento de los buques, garantizando la autonomía del país en la gestión de su capacidad de defensa naval.

El patrullero botado incorpora la última tecnología de defensa en su categoría, ofreciendo una unidad muy compacta, eficiente y altamente automatizada. Tiene 79,90 metros de eslora y capacidad para desplazar 1.500 toneladas y para alcanzar una velocidad máxima de 22 nudos.

El buque podrá realizar diferentes misiones como vigilancia y protección de la zona litoral, protección del tráfico marítimo, asistencia sanitaria a otros buques, lucha contraincendios externo, lucha y control de la contaminación marina, transporte de personal y provisiones, operaciones de búsqueda y rescate, intervención rápida, apoyo a buceadores, defensa de superficie y guerra electrónica pasiva.


FUENTE:
Defensa.com





La ministra de la Defensa del Ecuador, María Fernanda Espinosa, ha confirmado oficialmente que su país adquirirá dieciocho unidades del avión de entrenamiento FAdeA IA-73 Unasur I, de fabricación argentina y desarrollado por cuatro países

Las declaraciones de Espinosa, que corroboran el compromiso ya establecido por el país en este proyecto conjunto en el que también participan Argentina, Brasil y Venezuela, han sido recogidas por la cadena local Ecuavisa.

Según el Ministerio de Defensa del Ecuador, la compra de las nuevas aeronaves, cuya función será el entrenamiento básico de los nuevos pilotos de la Fuerzas Aérea, forma parte del proceso de modernización de las Fuerzas Armadas.

El IA-73 Unasur I, es un proyecto regional de desarrollo conjunto de la industria de la defensa de países que forman parte de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) y que será ensamblado por la Fabrica Argentina de Aviones, FAdeA.

En concreto, Brasil se ha comprometido a contribuir en el programa con 38 millones de dólares; Argentina, con 16 millones y tanto Ecuador como Venezuela, con otros tres millones cada uno. En contrapartida Argentina quiere recibir 50 aeronaves, Ecuador las citadas 18 y Venezuela 24. Brasil, por su parte, es el único país que, pese a su contribución monetaria, no planea adquirir la aeronave y tiene planes propios para el reemplazo de sus entrenadores primarios.

Motores tanto occidentales como chinos

El IA-73 Unasur I es una aeronave de ala baja, acrobática, para dos pilotos sentados en tándem y que proyecta equipar tanto una motorización occidental (probablemente un PT-6 de P&W) como otra oriental, en este caso provisto por CATIC de China.

El diseño es íntegramente de la Fábrica Argentina de Aviones Brigadier San Martín S. A. (FAdeA), desde la que se afirma que la cabina será íntegramente digital (probablemente de origen israelí) y que se suministrarán distintas opciones dependiendo del cliente, como por ejemplo asientos eyectables cero-cero, tren reforzado y carga alar aumentada para portar armamentos.


FUENTE:
Infodefensa





El apoyo chileno a Gran Bretaña en la guerra de Malvinas fue clave para que el gobierno de Margaret Thatcher consiguiera la victoria en el disputado archipiélago. Así lo afirma en su primera aparición pública Sidney Edwards, el oficial enviado por la premier conservadora a Santiago para conseguir el apoyo secreto de Augusto Pinochet.

"Mi opinión personal - y creo que fue compartida por mis jefes en el Ministerio de Defensa y por Margaret Thatcher- es que la ayuda que recibimos de parte de Chile fue absolutamente crucial. Sin ella, hubiésemos perdido la guerra", aventuró Edwards, un ex oficial de la Real Fuerza Aérea británica (RAF), a la revista chilena Qué Pasa.

Durante la guerra, que comenzó en abril de 1982 y duró dos meses-, Chile adoptó públicamente una posición de neutralidad pero, sin embargo, siempre se rumoreó que había prestado apoyo logístico a Londres, algo que finalmente se confirmó hace dos años, al publicarse los archivos oficiales de esa época.

A los 80 años, Edwards decidió salir a contar su historia en el libro My Secret Falklands War (Mi Guerra de las Malvinas secreta).Allí cuenta que él fue elegido para llevar adelante las negociaciones en Chile por su dominio del idioma español -tras haber sido agregado aéreo en Madrid- y su experiencia en operaciones conjuntas de inteligencia con otros países.

Edwards contó que el mismo día en que llegó a Santiago de Chile fue recibido por el comandante jefe de la Fuerza Aérea chilena, Fernando Mathei. "El general Matthei me dio la mano cálidamente -cuenta Edwards en su libro-. Me ofreció cooperación total dentro de los límites de lo práctico y de lo diplomáticamente posible. Enfatizó la necesidad de mantener el secreto". El aviador dijo que entendía la delicadeza de las relaciones entre los dos países y continuaron conversando.

"No pude creer la cooperación que logré con él y, por supuesto, con el resto de sus oficiales -continúa Edwards-. Obviamente el general Matthei era un hombre muy pragmático y sabía dos cosas clave: que si Chile no nos ayudaba en la guerra, después los argentinos caminarían derecho a tomar las islas del canal Beagle. Lo otro es que Matthei sabía que ésta era una oportunidad ideal para conseguir armamento, inteligencia y otras cosas que normalmente no habrían conseguido".

En su libro, Edwards describe en detalle todo el operativo en Chile, con nombres y fechas, a pesar de que fue obligado a eliminar todo registro escrito de aquella época. "Éste fue un periodo muy relevante en mi vida y lo tengo muy fresco en mi memoria", dice.

LA PRINCIPAL CONTRIBUCIÓN

En su libro, Edwards comenta que el hecho de que en Chile rigiera una dictadura en ese momento facilitó su trabajo, ya que consiguió rápidamente documentos de identidad falsos. Además, manejaba como si fueran propias las oficinas centrales de la Fuerza Aérea chilena y desde allí coordinó el uso de un radar de largo alcance en Punta Arenas, que permitía ver los movimientos aéreos en Ushuaia, Río Gallegos, Río Grande y Comodoro Rivadavia. También desde allí coordinó, junto con Londres, la llegada a Santiago de un equipo del Servicio Aéreo Especial británico (SAS) con un sistema satelital de comunicaciones seguro.

Para el piloto, ese radar fue la principal contribución a la misión británica. "Lo más importante fueron los avisos tempranos de ataques aéreos", dice el ex piloto. "Sin éstos, cuando tenés un fuerza de mar sólo con una pequeña defensa aérea, como teníamos, habríamos tenido que montar patrullas aéreas de combate carísimas y aviones volando constantemente, listos para interceptar intrusos", argumenta.

Además, Matthei dejó a su disponibilidad la pista de aterrizaje ubicada en la isla San Félix, a 892 kilómetros de la costa chilena -el gobierno no quería exponer los aeropuertos continentales-, para misiones Nimrod, que permitían volar a aviones británicos pintados con los colores chilenos a gran altura cerca de la frontera con la Argentina y obtener información de lo que pasaba en el país.

SIN CONTACTO CON PINOCHET

Edwards remarca que nunca habló con Pinochet durante la misión y que se trató de un "hecho deliberado". "Él [Pinochet] quería tener una especie de cláusula de escape, para poder negar que tuviera conocimiento de mí. Me parece que lo que quería hacer era que si cualquier cosa salía mal, él podría decir: «Fue Matthei, yo no sabía lo que él estaba haciendo»", explica el piloto.

Tras el final de la guerra, el 14 de junio de 1982 y con un saldo de más de 900 muertos (649 argentinos y 255 británicos), Edwards se quedó unos días más en Chile y salió a festejar al boliche Las Brujas. "Muchos de nuestros colegas chilenos se nos unieron allá y parecían tan contentos como nosotros con la victoria", recuerda el piloto.

Al regresar a Londres, fue condecorado con la Orden del Imperio Británico por sus servicios. "Pero, para evitar atraer atención al vínculo con Chile, no me pondrían como parte de la lista de la guerra de las Falklands [como llaman en Gran Bretaña a las Malvinas]", dijo.


FUENTE:
LaNación.com





Un grupo de oficiales de la Armada de Chile realizó a mediados de junio una visita a la base naval holandesa de Den Helder con el propósito de conocer y recabar antecedentes respecto al programa de modernización que están recibiendo las fragatas de la clase M que operan las Marinas de los Países Bajos y Bélgica.

La delegación chilena recorrió las instalaciones en las que se realiza el remozado de las naves, donde conocieron de primera mano los detalles de las labores de actualización que está recibiendo actualmente en el lugar la fragata holandesa Van Speijk. Este buque, al igual que otras tres unidades de la misma clase, una de los Países Bajos y dos de Bélgica, dispondrá de un nuevo mástil integrado y de equipos de la empresa de origen francés Thales. Este nuevo equipamiento comprende un sistema electro-óptico de observación panorámica y de alerta Gatekeeper, un radar de vigilancia de superficie Seastar y un sistema de medidas electrónicas de ayuda al radar (RESM) APX, además de la actualización

Buques con veinte años de servicio


La Armada de Chile observa con interés este plan de modernización debido a que cuenta con dos fragatas de la clase M, la FF-15 Almirante Blanco (ex HNLMS Abraham van der Hulst) y la FF-18 Almirante Riveros (ex HNLMS Tjerk Hiddes), que adquirió de segunda mano a los Países Bajos. Los buques chilenos cuentan con más de veinte años de servicio y este programa belga-holandés podría ser utilizado en el futuro como base para mejorar e incrementar las capacidades de estas unidades.


FUENTE:
Infodefensa





El ministro de Defensa de Chile, Jorge Burgos ha calificado de prioridad nacional la construcción de un tercer dique para la compañía Astilleros y Maestranzas de la Armada (ASMAR). Estas declaraciones las ha hecho en el marco de una visita realizada el 26 de junio al puerto de Talcahuano para verificar el nivel de avance de las obras de reconstrucción de la base naval y de las instalaciones que posee la citada empresa en esa ciudad

Burgos garantizó la plena disposición y el respaldo político para materializar este tercer dique, un proyecto que permitirá ampliar la capacidad competitiva del astillero. Se trata de un emprendimiento estratégico para el país que requerirá de una inversión superior a los 150 millones de dólares.

El Ministerio de Defensa espera lograr lo antes posible la aprobación de los estudios de viabilidad económica, la determinación del mecanismo de financiación y la autorización del Ministerio de Hacienda para comenzar su ejecución

Hasta 320 metros de eslora

ASMAR viene estudiando desde hace algunos años la construcción de un tercer dique en su planta industrial de Talcahuano. Con él se busca atender a los barcos mercantes de grandes dimensiones tipo post panamax que han comenzado a realizar servicios de cabotaje en la costa suroriental del océano Pacífico, y que el astillero hoy en día no es capaz de recibir.

Tras el terremoto y posterior tsunami del 27 de febrero de 2010 surgió la idea de construir – aprovechando los amplios trabajos de reconstrucción del puerto de Talcahuano– un dique seco de aproximadamente 300 metros de largo por una inversión cercana a los 300 millones de dólares. Sin embargo, este alto coste llevó a que la propuesta perdiera fuerza.

El proyecto que ASMAR está actualmente impulsando y que ha sido presentado al Ministerio de Defensa contempla la incorporación de un dique flotante que, entre otras opciones barajadas, podría alcanzar los 320 metros de eslora, por 70 metros de manga externa y 60 metros de manga interior, y contener una capacidad de levante de 70.000 toneladas.


FUENTE:
Infodefensa





"He tomado la decisión de objetar la competencia de la Corte Internacional de La Haya", señaló la Presidenta Michelle Bachelet en cadena Nacional, respecto de la demanda interpuesta por Bolivia para conseguir una salida soberana al mar.

Según agregó la mandataria, "esta decisión se basa en los principios fundamentales que inspiran la acción de la política exterior de Chile y que mi gobierno ha mantenido invariablemente".

Sobre lo cual señaló que lo primero es "la defensa inclaudicable de nuestra integridad territorial y de los intereses nacionales. Estos coinciden plenamente con principios esenciales del derecho internacional y de las relaciones entre los Estados, incluyendo, de manera principal, la inviolabilidad de los tratados y la estabilidad de las fronteras".

Durante su discurso la Presidenta además, mencionó que la decisión fue tomada luego de "un proceso de consulta donde he escuchado a diferentes actores de nuestro país y cumpliendo mi deber de salvaguardar el interés superior de Chile".

Sobre las razones, informó que "de acuerdo a las normas aplicables en estos casos -y según indicaciones de la Corte Internacional de La Haya- los escritos y argumentos que se presentan en esta etapa son confidenciales, por lo que se harán públicos más adelante, con ocasión de los alegatos orales".

Desde abril a la fecha la Presidenta escuchó las opiniones de ex Presidentes, ex cancilleres, parlamentarios, y presidentes de partido de todo el arco político, los que en su gran mayoría apoyaron la idea de impugnar, eso sí, ahora y no en el verano.


FUENTE:
La Tercera