28 agosto 2014

Congreso del Perú solicita precisiones sobre compra del satélite Astrosat 300





A inicios del mes de julio pasado, el presidente de la Comisión de Fiscalización y Contraloría del Congreso peruano, Vicente Zeballos Salinas, ha solicitado ciertas precisiones al Ministerio de Defensa local sobre el proceso de selección de la corporación europea Airbus Defence and Space para la construcción y lanzamiento del satélite de observación con capacidad submétrica Astrosat 300 en beneficio de CONIDA, la agencia espacial del país suramericano.

El oficio remitido por el congresista atiende la solicitud de la congresista Martha Chávez, quien, en atención a publicaciones virtuales sobre supuestas irregularidades en la compra del satélite peruano, ha mostrado interés en una aclaración.

Días después, el jefe de CONIDA, mayor general FAP Carlos Rodríguez Pajares, remite un oficio al Ministerio de Defensa con los descargos de la institución a las supuestas irregularidades alrededor de cuatro puntos: La modalidad de selección y contratación; la reserva sobre los documentos de evaluación; el respetó al principio de transparencia y un supuesto favoritismo al postor ganador.

Negociación gobierno a gobierno

CONIDA indica que si bien la modalidad de contratación “proveedor único” se encuentra normada por la legislación peruana, ésta no corresponde al procedimiento seguido para la adquisición del satélite, que fue adquirido bajo la modalidad gobierno a gobierno, precisamente para evitar irregularidades y obtener las garantías de cumplimiento por parte del gobierno de la empresa que resulte seleccionada. Asimismo, la selección del Comité a cargo del proceso se realizó en el marco de las normas que regulan la contratación de bienes y servicios en el exterior.

Recordemos que durante el proceso se recibieron ofertas técnicas y económicas de Airbus Defence and Space (con el respaldo del gobierno francés), Israel Aerospace Industries (Israel), Deimos Space SLU (España) y Surrey Satellite Technology Ltd (con respaldo del gobierno británico y a la sazón, empresa subsidiaria de Airbus DS). En ese mismo orden fueron finalmente calificadas las propuestas, de mejor a peor. El proceso otorgó mayor peso a la parte técnica (80,36%) que a la económica (19,64%).

Transparencia y carácter secreto

En relación al carácter secreto de los documentos de evaluación, CONIDA afirma que el decreto supremo que declara de interés nacional la compra del satélite, de uso multisectorial, es de dominio público y que únicamente los anexos fueron clasificados secretos por contener información sensible sobre el estado de las alianzas y relaciones geopolíticas con los países que participaron en el proceso. Asimismo, los requerimientos sobre imágenes de las Fuerzas Armadas peruanas también son de carácter reservado. Esto, en concordancia con las excepciones de la Ley de Transparencia y Acceso a la Información Pública.

Sobre la violación del principio de transparencia, se indica que la contratación no ha estado sujeta a la Ley de Contrataciones del Estado (Decreto Legislativo 1017), en cuanto, como se ha indicado, fue realizada bajo la modalidad gobierno-a-gobierno y según las regulaciones de las contrataciones con proveedores extranjeros de la ley de presupuesto para 2013, conforme a la legislación peruana vigente. CONIDA agrega que el Comité estuvo en permanente contacto con los gobiernos ofertantes para que sus propuestas estén en línea con los requerimientos técnicos y operacionales del Estudio de Factibilidad aprobado.

Satélite en proceso de fabricación

Sobre el supuesto favoritismo a la empresa Airbus Defence and Space; que resultó ganadora y con la cual se firmó contrato el pasado 24 de abril, empresa que dicho sea de paso, se encuentra en pleno proceso de fabricación y capacitación de personal peruano; el general Rodríguez en su informe señala que el Comité evaluó las propuestas utilizando el software Expert Choice, que colabora con la priorización y toma de decisiones en forma transparente, y además es utilizado por entidades como Boeing, Lockheed Martin, NASA, Federal Aviation Administration, Hewlett Packard, 3M, Deloitte, Alliance, Bank of America, JP Morgan, Roche, General Motors, Sprint, ABN Amro Bank, U.S. Army, U.S. Air Force, Ford, Verizon, Shell, ExxonMobil, IBM, PEMEX, entre otros.

Asimismo, el proceso completo fue auditado por técnicos de la Contraloría General de la República en los meses de enero y febrero último, y la documentación y el procedimiento seguido fue presentado a la Comisión de Defensa del Parlamento.

A la fecha no se ha recibido queja alguna de los otros gobiernos participantes.

Sobre la experiencia de Airbus DS en la fabricación de satélites, en órbita se encuentran 46 satélites fabricados por la empresa, 21 en desarrollo, ha sido el contratista principal en el desarrollo de los satélites submétricos Helios 1A, Helios 1B, Helios 2A, Helios 2B, Pleiades 1A, Pleiades 1B, entre otros y ha construido el instrumento submétrico del satélite KOMPSAT-3 y de la sonda espacial Gaia. Es decir tiene amplia experiencia como fabricante, integrador y contratista secundario en diversidad de proyectos. Sin embargo, buena parte de los satélites indicados pesan más del doble (hasta el triple) que el mini satélite peruano.

CONIDA agrega que el satélite adquirido tampoco es un prototipo al integrar tecnologías ya probadas.

Sobre no contar con garantías para una fecha de lanzamiento, CONIDA afirma que producto de la etapa de negociación, no del proceso de selección, se ha elaborado un cronograma para la entrega del satélite con penalidades en caso de incumplimiento por parte del contratista principal.

Sobre la transferencia de tecnología, las cuatro empresas participantes recibieron los requerimientos de la entidad usuaria, que incluyó satélite, lanzamiento, seguro, transferencia de tecnología, estación terrena. El contratista principal ha aceptado los términos en el marco del acuerdo intergubernamental implementado.

Finalmente cabe acotar que por lo menos desde mayo 2013, durante la feria local SITDEF 2013, es conocido el interés de los técnicos de CONIDA por un satélite submétrico y que además la institución proyecta el lanzamiento de por lo menos dos satélites más. Un eventual segundo satélite sería una construcción conjunta con técnicos extranjeros y el tercero estaría en planes para construcción local. Asimismo, resaltar que el Perú necesita no solamente requiere de instrumentos ópticos en el espacio, sino también de radar y comunicaciones para aproximarse al objetivo de independencia tecnológica en el segmento espacial, con un ingente ahorro de divisas a nivel multisectorial.



FUENTE:
Infodefensa