30 julio 2014

Chile investiga la colisión de un submarino Scorpene contra una fragata tipo 23





A través de un escueto comunicado de prensa, la Armada de Chile informó que el submarino SS-22 General Carrera, de la clase Scorpene y la fragata FF-06 Almirante Condell, del tipo 23, sufrieron el 18 de julio una colisión mientras efectuaban un ejercicio naval nocturno a 30 millas de la costa de Valparaíso, sin tener que lamentar heridos.

Fuentes consultadas por Infodefensa.com en Santiago señalaron que el submarino fue el que sufrió mayores daños, ya que la vela o torre de esta unidad impactó con la popa de la fragata al emerger durante un ejercicio de guerra antisubmarina. El forro o revestimiento de fibra de vidrio del lado proel de la vela del submarino presenta abolladuras de consideración y el hidroplano de babor quedó inclinado a 45 grados.

Tras este incidente, ocurrido a las 05:15 horas del viernes 18 de julio, la Armada de Chile dispuso que ambas naves fondearan en el sector de Laguna Verde para verificar la magnitud de los daños. El General Carrera recibió asistencia del buque madre de submarinos BMS-42 Almirante Merino y quedó abarloado a éste a la espera de recibir la orden de retorno a su puerto base de Talcahuano para ser reparado en las instalaciones de Astilleros y Maestranzas de la Armada (ASMAR). Por su parte, la fragata Almirante Condell se dirigió a Valparaíso para efectuar una inspección del estado en que quedó y se trasladará en los próximos días también a Talcahuano para ser sometida a reparaciones mayores.

La Fiscalia Naval de Vaparaíso inició un sumario administrativo para determinar las causas de este accidente. El proceso abierto podría concluir eventualmente en sanciones para los oficiales responsables de estas unidades. Por su parte, las Comisiones de Defensa de la Cámara de Diputados y del Senado han citado al Ministro de Defensa y al Comandante en Jefe de la Armada para que expliquen las causas y la magnitud de los daños sufridos por los buques implicados en este suceso.

Construcción franco-española

El General Carrera es uno de los dos submarinos de la clase Scorpene construidos por el consorcio franco-español DCNS/Navantia para la Armada de Chile en virtud de un contrato de compraventa suscrito en diciembre de 1997 valorado en 420 millones de dólares y que fue entregado oficialmente por Navantia el 26 de julio de 2006 en Cartagena, España, Cuenta con seis tubos lanzatorpedos de 533 metros y puede portar hasta 18 torpedos pesados modelos SUT Mod 1 de Atlas Elektronic, Black Shark de WASS o misiles SM-39 de MBDA.

Por su parte, el Almirante Condell, es una fragata antisubmarina del tipo 23 construida para el gobierno británico por los astilleros Swan Hunter y entregada a la Royal Navy en 1991. Sirvió bajo el nombre de Marlborough hasta el año 2005, en que fue adquirida por Chile junto a otras dos unidades similares.

Su equipamiento principal está compuesto por el sonar de casco 2050 y el sonar remolcado activo/pasivo de baja frecuencia 2087 de Thales, lo que la convierte en la primera fragata chilena en montarlo, Está armada con un cañón Vickers MK-8 Mod 1 de 4,5 pulgadas, dos cañones DS30B de 30 mm, 2 lanzadores cuádruples de misiles antibuque Harpoon de Boeing, 32 misiles antiaéreos/antimisil de lanzamiento vertical Seawolf Block 1 de MBDA y dos lanzatorpedos dobles Mk-46 Mod 5. Además dispone de un hangar y cubierta de vuelo para helicóptero tipo AS332 F1 Cougar de Airbus Helicopters.



FUENTE:
Infodefensa