05 enero 2011

Brasil dona tres aviones Tucanos de entrenamiento avanzado a Paraguay

Brasil concretó la entrega a la Fuerza Aérea de Paraguay de tres aviones Tucano 727 para entrenamiento avanzado de pilotos y a cambio recibió cuatro aviones Xavantes en desuso desde 2007 y un viejo Boeing 707. A la ceremonia participó el presidente del país, Fernando Lugo.

"Los Tucano no son nuevos, son reacondicionados pero servirán para que nuestros pilotos realicen prácticas de combate", explicó el general de Brigada Miguel Christ Jacbos, comandante de la fuerza aérea, en conferencia de prensa.

Los aviones, afirmó, no están por tanto artillados y pueden transportar dos personas, el piloto y el alumno.

El militar paraguayo aclaró que "los Tucano, legalmente, son un donativo del gobierno brasileño mediante una ley aprobada por el Congreso; pero el Estado paraguayo, a cambio, formalmente donó al Brasil el Boeing 707 modelo 1967”.

El peso vacío de la nave es de 1810 kg y su peso máximo de 3175 kg. El ala tiene una envergadura de 11.14 m.

La cooperación militar incluye, entre otras cosas, asesoramiento técnico y la parte logística, según informaron en la Dirección de Comunicación de las Fuerzas Armadas.

El Boeing 707 hizo su último vuelo en 2005 llevando al seleccionado paraguayo de fútbol a Quito para disputar un partido de las eliminatorias para el Mundial Alemania 2006. Era el último sobreviviente de la flota de la desaparecida Líneas Aéreas Paraguayas (LAP), vendida por 30 millones de dólares en 1991 a la ecuatoriana Cielos de América.

Con presencia de Lugo

El presidente paraguayó recibió los tres aviones militares durante un acto realizado en la primera Brigada Aérea de la Base “Silvio Pettirossi”, más conocida como Grupo Aerotáctico, situado en la ciudad de Luque.

El jefe de Estado observó la máquina, subió al ala, donde recibió las explicaciones técnicas de uno de los pilotos paraguayos.
De la ceremonia también participó el embajador de Brasil, Eduardo Dos Santos, y el jefe del Estado Mayor de la Fuerza Aérea Brasileña, Manuel Sandín de Rezende.


FUENTE:

Infodefensa

0 comentarios: